Chillida – “El Viento que no vemos” – 2014

El escultor vasco Eduardo Chillida (1924-2002) inauguró el programa de exposiciones al cumplirse el 135 de la bodega. Fueron instaladas un total de ocho piezas, cinco de ellas de gran formato, realizadas en las dos últimas décadas de su vida.

La conversación entre el espacio y la obra, entre Chillida y CVNE, tuvo un excelente punto de partida: una misma idiosincrasia, una sobriedad cargada de sentido, un respeto a la naturaleza, a la sencillez y a las acciones pausadas.

Eduardo Chillida es un artista natural de Donostia (10 de enero de 1924-19 de agosto de 2002), que ha pasado a la historia por su trabajo en la escultura y su dominio de los materiales y el espacio. Su obra está presente en los grandes museos y colecciones de todo el mundo, y sus esculturas se encuentran frente al mar como en San Sebastián y en ciudades como Washington, París, Lund, Munster, Madrid, Helsinki, Basilea, Palma de Mallorca, Guernica o Berlín. Sobre su obra han escrito arquitectos, matemáticos, filósofos como Martín Heideggeer y Emile Cioran, o poetas como Octavio Paz.